Twitter es una de las redes sociales que han visto un aumento en la cantidad de sus usuarios activos; sin embargo, la misma plataforma declaró que esto, lejos de suponer un beneficio para sus números, no son buenas noticias en sí.

El motivo de esta baja en los números de la red social ha sido el brote de COVID-19 que se ha diseminado por el mundo y ha paralizado en buena medida las actividades económicas de sectores tan variados como el tecnológico, el automotriz y el turístico.

En un informe de la red social para la cadena noticiosa CISION, se puede leer lo siguiente:

"Si bien el impacto financiero a corto plazo de esta pandemia está evolucionando rápidamente y es difícil de medir, en función de la visibilidad actual, la compañía espera que los ingresos del primer trimestre disminuyan levemente año tras año. Twitter también espera incurrir en un GAAP de pérdida operativa, ya que los gastos reducidos resultantes de la interrupción de COVID-19 es poco probable que compensen por completo el impacto de la pandemia en los ingresos en el primer trimestre".

Como consecuencia de esta situación, la red social, previendo el impacto que tendrá o que, incluso, ya tiene en sus finanzas, envió a sus trabajadores a sus respectivas casas para que ahí puedan realizar sus labores.

Por otra parte, en el mismo comunicado, Twitter dio más detalles acerca del crecimiento que ha experimentado a causa también de que muchas personas se están quedando en casa por el confinamiento.

Así pues, la red social ha tenido un aumento de su número de usuarios activos diarios con un total de 164 millones, mismos que suponen un aumento del 23% a diferencia del primer trimestre del pasado 2019.

De nuevo, puede parecer un poco contradictorio el hecho de que con más usuarios, Twitter tenga un menor ingreso; sin embargo, esto queda un poco más claro si se toma en cuenta que a causa del aletargamiento de muchas empresas estas tendrían que recortar costos.

Este es un claro ejemplo de cómo la situación que para muchos fue muy buena, en el inicio de 2020, podría cambiar en un par de meses, para ello, se puede echar un vistazo a esta declaración de Twitter, ideal para cerrar la nota sobre este curioso pero preocupante caso:

"Twitter tuvo un buen comienzo de año antes de que los efectos de COVID-19 comenzaran a extenderse de manera más amplia, incluyendo un Super Bowl exitoso y una fortaleza general en los Estados Unidos. El impacto de COVID-19 comenzó en Asia y se desarrolló en una pandemia global, y ha impactado los ingresos publicitarios de Twitter a nivel mundial de manera más significativa en las últimas semanas".